Todas las novias quieren tener bajo control absolutamente todos los detalles de su boda. Cris, aún siendo algo desorganizada y desordenada, no iba a ser una excepción pero Ernesto, su hasta el momento meticuloso y perfeccionista prometido, se propuso “desordenar” el estudiado timing del gran día con una sorpresa muy especial… ¡Este vídeo!